sábado, 13 de marzo de 2010

La anaconda


La anaconda es la serpiente más grande del mundo. Las hembras pueden superar los 8 metros de largo y alcanzar los 150 Kg. de peso. Es casi imposible
encontrarla fuera de los ríos o charcas en los que pasa la mayor parte del tiempo sumergida asomando sólo la cabeza. Caza por lo general animales que se acercan a beber, sujetándolos con sus enormes mandíbulas y aferrándose a ellos para enroscarse alrededor de su cuerpo hasta asfixiarlos.

La anaconda verde o común (Eunectes Marinus) es endémica de Sudamérica; habita las cuencas del río Amazonas y del Orinoco También se la puede encontrar en países como Brasil, Bolivia, Colombia, Guyana, Perú, Paraguay, Venezuela y la isla Trinidad.

Tiene un color verde oscuro, con marcas ovales de color negro y dorado a los flancos. Su vientre es más claro, y en la parte final de la cola muestra diseños en amarillo y negro. El cuerpo es ancho y musculoso, adaptado para matar a sus presas por constricción.

La mayor anaconda que se ha registrado oficialmente media 9 metros de largo y pesaba 140 Kg. Los machos son significativamente menores, alcanzando los 2 metros y medio.

La anaconda no necesita triturar a su presa, puesto que su mandíbula se desencaja, permitiéndole tragar a sus presas enteras. La digestión de una presa grande puede demorar varias semanas, durante las cuales la serpiente se encuentra casi inactiva. Los cazadores furtivos aprovechan estos estadios para capturarlas más fácilmente.

Su reproducción es ovovivípara, las crías que pueden llegar a ser más de cincuenta, miden un metro al nacer.

Existen 3 especies más de anaconda, menos conocidas: La anaconda Amarilla, la anaconda Deschauense, y la anaconda Barbour.

La principal amenaza para su conservación es la destrucción de su hábitat, así como la caza por gente que la consideran un riesgo para el ganado doméstico y los niños, sin tener en cuenta el papel que juega en el control de las plagas.

En caso de que alguien esté interesado en cómo cuidar y mantener una anaconda por si algún día tienen una, aquí esta la información necesaria:

http://www.fororeptiles.org/foros/showthread.php?t=12049

En el vídeo podemos observar como una anaconda adulta busca un lugar seguro para dar a luz las crías de serpiente. Recordemos que las serpientes son ovíparas pero el huevo se rompe en el interior de la serpiente antes de salir. Mientras van saliendo las crías se van alejando de la madre mientras observan el medio en el qué se encuentran y buascan posiciones estratégicas ya que su instinto les obliga a hacer eso.

Como anteriormente hemos puesto, en un mismo parto una serpiente puede dar a luz hasta a cincuenta ejemplares, una cifra elevada si tenemos en cuenta que se trata de anacondas de un metro de longitud, que ya son capaces de atrapar una presa e ingerirla sin problema alguno.

Nosotros no debemos preocuparnos ya que sólo se encuantran en algunas zonas ecuatoriales de América del Sur y África; en Asia son menos comunes.

En caso de viajar a alguno de estos lugares la mayor preocupación en caso de toparse con una de ellas es el peligro de asfixia porque así es como captoran a sus presas: se enganchan a ella y comienzan a ejercer presión con su potente piel, la cual es toda músculo, hasta que dejan a la presa inmóvil.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

aporta siempre algo positivo

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.